12 febrero, 2006

Blogs: pasado, presente y futuro y futuro y futuro.

Un blog era un diario on-line. Un blog suele ser un diario on-line con pretensiones. Pero los blogs no eran ni son; los blogs serán. Y es que el abanico de posibilidades que ofrecen estos rincones en la Red está por definir aún. Comenzaron siendo la aventura de algún loco (o visionario), se han convertido en parte de la vida de muchos internautas y sobre su papel en el futuro de la Red hay depositadas muchas esperanzas y algún que otro temor. Ahora que los blogs comienzan a popularizarse en mi entorno más cercano, me gustaría reunir aquí los 3 o 4 aspectos de este fenómeno que más me han llamado la atención a lo largo de estos casi dos años. Estoy pensando en el servicio AdSense de Google, en la reacción de los medios y en algunas anécdotas cuando menos curiosas.

AdSense es un servicio de Google que ofrece a sus usuarios la posibilidad de insertar publicidad en una página web (o en un blog) y cobrar por ello en la modalidad ppc (pago por click). Este no es, ni mucho menos, el único servicio de este tipo disponible en la Red, pero es quizá el más accesible, y fue el primero en ofrecer lo que hoy se denomina publicidad contextual (una araña de Google analiza el contenido de tu página para que la publicidad que aparezca en ella esté relacionada con los contenidos). Digo que Adsense es el servicio más accesible porque el servicio de publicidad contextual de Yahoo (YPN - Yahoo Publisher Network - Beta), por ejemplo, penaliza a sus usuarios estadounidenses si sus páginas registran muchas visitas de cualquier país que no sea Estados Unidos. Hay partidarios y detractores de la idea de usar un blog como soporte publicitario; entre los partidarios creo que es necesario mencionar, al menos, a Darren Rowse, responsable de ProBlogger (Professional Blogger). ¿Por qué? En su página (que es solo un blog con un dominio propio) asegura que espera que los ingresos que genera su dedicación al mundo de los blogs lleguen este año a las 6 cifras (eso es, como mínimo, 100.000 dólares), y ha colgado también una foto de la casa que se compró... con el dinero que le reportan sus blogs y actividades relacionadas. Sus agradecimientos son para Google, que le da el 95% de las visitas y los anuncios que generan los ingresos. Ha nacido el blogger profesional.

Lo cierto es que la reacción de los medios de comunicación ante el fenómeno de los blogs merece un análisis más profundo y detallado. Del alarmismo que se palpa en ciertas informaciones habrá que hablar más detenidamente. Apuntaré solo que el diario on-line más leído en español cuenta con su propia nómina de bloggers, que sustituyen a los columnistas de la prensa tradicional. He ahí los blogs de elmundo.es. Otras páginas de reconocido prestigio internacional cuentan también con sus propios bloggers; es el caso, por ejemplo, de los weblogs de La Página Definitiva (personalmente me permito recomendar Blog de Anillas, de Alfredo Martín-Górriz).

Y haré aquí una disertación que no sabría dónde acomodar... El caso es que existe un término en español para el anglicismo blog; sería bitácora, y aunque hice el firme propósito de unirme a la lucha por su consolidación, he de admitir que he sucumbido. Planteo desde aquí una modesta iniciativa: ¿por qué no ponernos en contacto con elmundo.es para que cambien el nombre de la sección? Supongo que las consultas deberían hacerse a la siguiente dirección de correo electrónico: internet@elmundo.es.

Como me he extendido más de lo que creía dejaré para otro día las curiosidades. Decir solo que en Wisconsin un estudiante podría ser expulsado de su instituto por una "lista de odio" publicada en su blog en la que aparecían los nombres de algunos compañeros. ¿Una reacción exagerada? Nunca lo sabremos. Lo que si se sabe es que entre los protocolos de ciber-seguridad del Gobierno de Estados Unidos se incluye últimamente un simulacro de ataque de bloggers. En MSN Money leemos que:

"Participants confirmed parts of the worldwide simulation challenged government officials and industry executives to respond to deliberate misinformation campaigns and activist calls by Internet bloggers, online diarists whose "Web logs" include political rantings and musings about current events."

En cristiano:

Los participantes confirmaron que determinadas partes de la simulación a escala mundial desafiaban a agentes gubernamentales y a directivos de la Industria a responder a campañas de información falsa y llamadas de activistas de bloggers de la Red, gente con diarios on-line cuyos "web logs" incluyen valoraciones políticas y reflexiones sobre sucesos de actualidad.

(La traducción es algo confusa, lo sé...)

La información es poder, y parece que los blogs empiezan a reclamar su parte del pastel.

5 comentarios:

Imogen dijo...

Ala, ya estoy por aqui otra vez.

Yo si una cosa tengo clara es que el blog ( no el de música, sino el de MSN que lo tengo desde hace más tiempo) me ha ayudado muchisimo a expresar millones de cosas que por H o por B no podía expresar de otra manera.
Puede parecer raro, pero yo me entiendo.
Además me da la oportunidad de leer cosas super interesantes como las tuyas o las de Alfred, con lo cual....¡Qué vivan los blogs! jeje

Ah! El mail es para mandarme una mantecada virtual?? jajajaja.
No me hace mucha gracia ponerlo aqui a la vista de todo el mundo, a ver si buscamos una solución...

Ana C. dijo...

Que la información es poder... una gran verdad, pero la información no es conocimiento, no lo olvidéis caballero. Gracias por incluirme en tus enlaces, me he reído mucho (la pena se muere de risa, eso es muy sano) con la frasecita que acompaña al enlace...

Sigue así de bien, besitos.

Yorch dijo...

Tendremos que pensar algo para la mantecada, Esther. En cuanto a tu blog de MSN, te agradecería que dejaras la dirección por aquí para echarle un vistazo...

Esther dijo...

Jajaja, ahora que pienso. En diciembre a lo mejor paso por allí, con lo cual me podré traer una caja entera pa' mi solita!!
Clica en mi nombre, y ahi te lleva directo al de MSN ;)

Ce dijo...

Aprovechando la gratuidad del primer comentario.... Probaré.
Te leo, cada vez más, aunque hace poco tiempo, se le podría considerar intenso - al menos eso creo yo- Ánimo, sigue escribiendo, cuanto más mejor, que así lo podremos disfrutar. Pero no escribas solo aquí. Seguro que habrá alguna libreta en la mesita de noche que merece uno o dos de tus pensamientos. Házlo.
Ce